¿DEPARTAMENTO DE LA FELICIDAD?


ASAMBLEAS DE RRHH EN DIRECTO POR STREAMING, “PLAN DE TRANSFORMACIÓN CULTURAL”, “QUE HAY DE LO MÍO” …

CADA VEZ MÁS TRABAJADORES RECURREN A AYUDA MÉDICA PARA AFRONTAR SU DÍA A DÍA EN EL TRABAJO NO ES CUESTIÓN DE MINDFULNESS, HAY QUE IR A LA RAÍZ DEL PROBLEMA
 

Iberdrola, proclamada primera empresa del IBEX, atraviesa un momento dulce a nivel corporativo. Incomprensiblemente (o no), en el aspecto laboral la degradación del ambiente y las condiciones crecen de manera exponencial al éxito de la Compañía.

En el último Comité Central de Seguridad y Salud se ha informado que los Servicios Médicos pueden prescribir hasta 20 consultas de ayuda psicológica directamente, sin necesidad de autorización de Adeslas. No queremos hacer de la iniciativa del Servicio de Prevención una crítica, dado que nos consta está lanzada desde la buena fe, pero no por ello vamos a ocultar que es la punta del iceberg.

El Servicio de Prevención propone esta medida porque cada vez más trabajadores/as necesitan de ayuda médica para afrontar su día a día y, en buena parte, esa situación clínica viene originada por su trabajo. Los cursos de mindfulness, las sesiones de psicólogo y en última instancia la medicación son la consecuencia, el problema de raíz es otro.

¿Cómo hemos llegado a esta situación? Sin duda, el aumento de la productividad tiene influencia directa y la Empresa tiene que tomar medidas. No puede Iberdrola emborracharse de éxito, aunque la sensación generalizada es que la “cogorza” en su vertiente laboral no va camino de bajar de intensidad.

Detrás de los números de Iberdrola hay trabajadoras y trabajadores, hay PERSONAS que están viendo cómo su situación en el trabajo está en caída libre, no hablamos ya de revisiones salariales ridículas, no hablamos ya de los atropellos diarios que hemos relatado y denunciado a todos los niveles y que, obviamente, tienen incidencia en la situación.

Hablamos, además, de cargas de trabajo inasumibles, revisiones de ocupaciones ad hoc en las que “todo vale”, dotaciones y estructuras imposibles, externalizaciones a todos los niveles, cierres de centros incomprensibles con repercusión para todo el entorno social del trabajador/a, disponibilidad permanente, áreas de influencia inabarcables, falta de expectativas profesionales, prolongaciones de jornada, falta de desconexión digital, rendimientos por encima del límite, reuniones interminables, prisas… incluso despidos. En definitiva:

PRESIÓN
A TODOS LOS NIVELES

Felicidad2Sinceramente, pensamos que NO ayuda a mejorar las cosas el hecho de que la Empresa se empeñe en tratar a la Plantilla como a niños a los que desvía la atención con charlas y “videos de buen rollo”, forzados al extremo como modelo de comunicación en el año 2022.

Lo que estamos viviendo es la realidad de esta Empresa que está poniendo la cuenta de resultados, no ya por delante de sus trabajadores/as -algo que ha hecho siempre- sino por encima.

Iberdrola, que siempre ha presumido de hacer su camino y de ser diferente como una de las razones de su éxito, se está limitando ahora, en el aspecto laboral, a copiar la parte oscura del logro empresarial.

Esperamos que la próxima ocurrencia no sea la nueva moda entre los RRHH -inducida por las pertinentes consultoras-, que estamos viendo en otras grandes corporaciones en lo que denominan “gestión del talento”:

El departamento de la felicidad

https://theobjective.com/economia/2022-03-23/bbva-plan-plantilla-ere/

https://www.departamentodefelicidad.com/consultoria-felicidad-bienestar-laboral/

https://www.fororecursoshumanos.com/foro-salud-financiera-empleado-futuro-compensacion/

Si Iberdrola, como otras empresas, pretende mejorar el clima laboral de su Plantilla con ocurrencias como financiar instalaciones solares, cursos de idiomas, reiteradas “comeduras de tarro” o reuniones y grupos de “brainstorming”, etc., demostrará que sus Recursos Humanos son quienes no han entendido nada, sólo conseguirán empeorar la situación y aumentar el cabreo.

No necesitamos consultoras ni departamentos de la felicidad, basta con escuchar a las trabajadoras/es y a sus representantes más allá de palabras bonitas y eslóganes. Todos estamos en el mismo barco, pero con la excusa de remar no se puede exprimir a los mismos y a la vez obviar sus necesidades. Se están traspasando los límites, y en muchos casos con consecuencias directas para la salud de los trabajadores y trabajadoras.

Iberdrola, si quiere ser la empresa número uno, no puede consentirlo.

Desde UGT trabajaremos para que las trabajadoras y trabajadores de Iberdrola se sientan reconocidos, a todos los niveles, en el éxito de la Compañía. Es responsabilidad de toda la Representación Social afrontar la realidad del día a día de la Plantilla.


Telegram2